Indonesia/Flores/Komodo/Rinca/Kalong-sudeste asiático

Indonesia es el país de las 17.000 islas. Conmasde70, vamos a visitar cuatro de ellas : Flores, Komodo, Rinca y Kalong. Nuestra idea es seguir conociendo nuevos animales y habitats. Nos interesa ver los dragones gigantescos, las tortugas, los corales de sus arrecifes y las miríadas de murciélagos.

Labuan Bajo es un pueblo de pescadores situado en el extremo occidental de la isla de Flores en la región de Nusa Tenggara del este de Indonesia. Lo mejor son sus atardeceres y su gastronomía basada en pescado fresco en sus puestos de barbacoas frente al puerto. Mejor escoger el que tiene la barbacoa alejada de la mesa. Nosotros ya habíamos escogido el pescado de los expuestos y nos quedamos casi chamuscados del humo de la barbacoa, e incluso con los ojos llorosos. Después de cenar,vimos más restaurantes con las brasas en la calle y las mesas cara al mar  en los que hubiéramos estado mejor. ¡El apetito en esta ocasión nos la ha jugado!                                                                                  Hoy día,la isla de Labuan bajo es un centro turístico importante ya que es el punto de partida para excursiones a las islas de Komodo,y Rinca  ambas son hogar de los famosos  Dragones de Komodo. Así como también la oportunidad de practicar snorkel en aguas super tranquilas y transparentes, como Seraya, Kanawa o Pink beach.Otra opción es la de pescar con la barca anclada con tan solo un hilo, un anzuelo oxidado y como carnada un trocito de pescado. Tirar y cobrar es fácil durante el sunrise y el sunset. Mario es muy habilidoso con esta pesca “al toque”, lo que supone  a parte de su diversión, comer pescado fresquísimo !No queremos dejarnos en el tintero la atracción de los miles de murciélagos que vuelan desde el manglar para pasar la noche en la isla de Rinca con su impresionante exhibición de vuelo. Trás esta pequeña introducción, pasamos a detallar cada una de las partes…Contratamos un barco en Labuan Bajo, para pasar tres días /dos noches navegando el mar de Flores y practicar snorkeling en cuatro puntos principales: Pink beach, Kelor, Kalong y Kanawa. (En la foto de izq a derecha: El capitán, Mario, el cocinero y el grumete.  La travesía nos resulta de las cosas más magnificas del viaje. Sol, chapuzones sobre aguas cristalinas, bucear entre corales y peces de colores hasta que los dedos están arrugados y tenemos que subir al barco. El navegar por tan bellas aguas, islas e islotes contemplando playas solitarias de arena blanca,el dormir a la serena en cubierta sin   ni siquiera mosquitera, (no hay mosquitos!!!), el comer pescado  recién cobrado, el contemplar los amaneceres o atardeceres, a cual mejor. El…¡Todo!¡Todo!¡Todo! y ¡TODO!

0AFB42E9-051F-4B0E-9FBA-491D0C464D82Deleitándonos al ver las laderas verdes y aterciopeladas de las lomas reposar sobre la arena. Distinguir los distintos azules y verdes esmeralda de las aguas, conforme pasamos cerca de los arrecifes. Millas y millas de navegación en este barco que es nuestra casa durante tres días. Un barco sencillo, sin camarote durmiendo en cubierta, el wc de taza y la ducha a base de cazos. ¡MARAVILLOSO! Una experiencia de vivir la naturaleza al máximo. Recomendable un barco pequeño en el que poder ir solos. La tripulación justa capitán, grumete y cocinero. Nos recreamos con cada salida y puesta de sol que aquí son espectaculares.

801BF638-F230-4074-AE78-0458CA7D60D5Flores es una isla de Indonesia que forma parte de las islas menores de la Sonda (arco insular con un area de 14.300 Km/2 que se extiende hacia el este de la isla de Java).
Su arrecife de coral forma largos parterres y paredes que nos hacen disfrutar de su riqueza durante las horas de buceo.                                                                                                                                                         Estamos intrigados en ver lo que en todas partes hablan, de las maravillad de Flores.Con la experiencia del arrecife de coral australiano en el bolsillo, las espectatívas no son muy altas pero tenemos ganas de dejarnos sorprender. Nos encantan sobretodo los enormes corales. La gran variedad de peces de colores brillantes. Si nos mantenemos flotando sin movimiento alguno, hay unos de color marrón que se nos acercan hasta casi rozarnos. Nos cogemos de la mano con los dedos entrelazados y nadamos juntos un buen rato. Con la mano libre nos indicamos lo que vemos más destacable. Hay veces que no sabemos diferenciar que es más interesante, si las anémonas cimbreando o los peces en contra dirección viniendo hacia nosotros. Es como navegar un sueño en el que uno participa de una danza de colores, luces y destellos. Peces picoteando el coral, persecuciones ágiles, una cabeza que aparece y desaparece de una grieta, peces que se mecen con la corriente. Un recreo para los sentidos y una plenitud de creación para el espíritu.
Hay un polvillo dorado sumamente fino que creemos es el placton. Estamos disfrutando mucho y también cansándonos mucho. La barca ha quedado alejada de nosotros. La corriente a penas perceptible nos ha ido llevando, y ahora nos cuesta regresar. Con el cansancio respiramos más rápido y aún nos agota más. No acabamos de llegar a la barca, se nos hace difícil a contracorriente, pero gritar o hacer señales aún nos va a cansar más, por lo que esfuerzo tras esfuerzo moviendo las aletas conseguimos llegar, sin haber visto (por el momento) ninguna tortuga.

F509B24A-D6C7-44A4-BABF-B9C69529CDD1 Agua,fruta y crackers nos reponen las fuerzas. Navegamos hacia otro punto para conseguir ver tortugas. Y en este segundo intento con seguimos ver dos. La primera nada a bastante profundidad y la vemos como difuminada, y la segunda cuando menos nos la esperábamos nos pasa transversalmente . ¡Yupi! Prueba superada!! Los peces en menor cantidad que en Sulavesi (Bunaken), sin embargo, nos recreamos quizás más por tener más tiempo para seguirlos. Aquí apenas hay corriente. Hay momentos en los que nadas a tan solo 20cm, del coral. Vemos una gran mancha negra que resultan ser erizos gigantes, que dan respeto, por ello nadamos lo más horizontales posible. Es maravilloso sentirse integrado en “la gran pecera de cristal”. El momento es perfecto, los rayos de sol inciden perpendicularmente en los corales, haciéndolos aún más bellos. Los colores ayudan a camuflarse a los peces más pequeños, que a nuestro paso se esconden en él. ¡Gracias Dios mío por tanta belleza, biodiversidad y por poder ser hoy dos peces más en este bonito Mar de Flores en la isla “Pulau Kelor”. Observar con detenimiento este “macrocosmos marino”, es un gran privilegio para los sentidos, pero especialmente para el alma. Nos vemos integrados en él y por instantes fundidos entre corales, anémonas, algas, peces de caprichosos dibujos y vistosos colores. Hay uno que navega solo y destaca del resto es de color café con una raya blanca en medio del dorso y un espectacular topo también blanco rompiendo la armonía. ¡ Qué preciosidad!
A pesar de que nuestro conocimiento en ictiología es nulo, no resta que disfrutemos como si fuéramos expertos. Seguimos intentando fotografiar con el IPhon consigiendo alguna mala foto, en cambio podemos hacer tomas de video que no están del todo mal…Nos apena no poder mostrar alguna foto de calidad de tanta maravilla en el post y así compartir la gran biodiversidad de este mundo marino.Un alarde de la naturaleza aquí ha sido el momento de navegar por el “Manta Point”. Si algo en este viaje nos ha sorprendido en grado extremo es este punto. Donde, a una hora determinada (alrededor de las cinco) desde cubierta vemos a cada lado del barco mantas gigantescas navegar junto a nosotros. Y lo máximo de lo máximo nadar junto a ellas. Hay un instante en el que contabilizamos seis a la vez. Faltan palabras para describir lo que sentimos. El llamado manta point es el punto donde con más facilidad se pueden encontrar las mantas gigantes. Estos peces aunque impresionantes de tamaño ya que pueden alcanzar los 3 y 4 metros de ancho se consideran inofensivos. Están protegidos en el parque. Se encuentran en este punto en que la barrera de coral es poco profunda, entre 2 y 9 m. Es un punto en que la corriente es fuerte, por lo que nos agotamos enseguida aún con las aletas. El grumete nos echa un cabo que ata a la escalerilla del barco y asidos a el podemos nadar junto a las mantas, que parecen ignorarnos. La sensación que sientes al conseguir compartir el mismo mar que estas mantas gigantes es indescriptible por su grandeza, nosotros nos sentimos pequeños participando de una misma danza, de un mismo vuelo, de un mismo universo. ¡Son momentos de una gran plenitud espiritual! Subimos al barco para fotografiarlas, ¡es emocionante ver su colosal tamaño y envergadura! Las hay en todas las direcciones ! Son tan grandes!Los marineros insisten en que volvamos al agua, el barco va a su velocidad. Nos colocamos de nuevo gafas, tubo y aletas y a la orden de ¡Jump!, con  algo de respeto nos sumergimos entre ellas, que a nuestro chapuzón se dispersan. La belleza está en seguirlas, pero la corriente es en contra y no podemos más que unos metros. ¡Qué gran experiencia! ¡GRACIAS!¡GRACIAS!¡GRACIAS!.
Recomendamos como imprescindible su visita, mucho más especial e interesante que ver al dragón “dormido” de Komodo.Solo se alimentan de placton, por lo que no son agresivas ni poseen veneno en su aguijón de cola. O sea que…¡son inofensivas!
Aquí también se pueden visualizad tortugas, rayas, tiburones, a más a más de numeroso tipo de esponjas.
Sobre las tortugas marinas esos reptiles que en el mar son mucho más rápidos que conmasde70, podemos repetir lo que nos dice el marinero… que pueden alcanzar hasta los 35km/h. A pie de arrecife las hemos visto atravesar por delante nuestro pero al verse observadas desaparecen rápidamente hacia la profundidad. Los pocos segundos que hemos visto un par de ellas a lo lejos parece que nadan en cámara lenta, pero…¡ píllalas!

El color de su caparazón dentro del agua se ve de una tonalidad marrón beig verdoso. Cada 10 minutos más o menos salen a la superficie a respirar, desde la barca vemos a lo lejos aparecer  sus cabezas, pero rápidamente se sumergen. Tenemos suerte de ver una nadando casi en la superficie cerca del arrecife antes de atracar la barca y de captarla con el movil. ¡Pero vista y no vista!

El Parque es el único hábitat natural del  Dragón de Komodo, un animal único que ha justificado la inclusión de la zona en la lista de Patrimonios de la Humanidad por la Unesco. Es desde noviembre de 2011 una de las siete maravillas naturales del mundo. Leemos que es el lagarto más grande que pese a su apariencia torpe, es un gran depredador que come hasta el 80 por ciento de su propio peso en carne de sus variadas presas, incluyendo, a los humanos. ¡Hay madre mía!     En Rinca a las 2 pm. Atracamos en su muelle, para ver el célebre Komodo, el lagarto gigante único en el mundo y en peligro de extinción. Sacamos los tickets de entrada con derecho a treeking, ranger…etc el parque se ve grande en realidad ocupa toda la isla…hace muchísimo calor 34º, vamos bien equipados de calzado y con bastones para el tree I (también como defensa ante los ataques de un agresivo komodo, ja,ja). Nos recibe un “ranger” guía del parque con un palo largo a modo de forca para sujetar al animal por el cuello y frenarlo de un posible ataque. Nos comunica que  vamos a hacer un recorrido por el mismo de 1,5 horas. Nos parece bien, creyendo que es el treeking medio, ya que hay uno corto y uno largo.  Un poco más adelante vemos un grupo de 5 adultos enormes yaciendo bajo la sombra de una de las cabañas de información, dan la sensación de estar como dormidos y aletargados. El guía dice que es por que están hambrientos y huelen a comida y que a esta hora tan calurosa normalmente no están activos…No nos permite aproximarnos a menos de 1,5m. Ya que son muy agresivos, y eso que apenas se mueven y parecen mas muertos que vivos. Mientras caminamos nos va explicando sobre el ciclo biológico del dragón. Vemos una cría urgando en nidos terrestres de unas pequeñas aves zancudas, buscando huevos. No teníamos idea de que eran carnívoros, ni de que tan solo nacer su instinto les hacia subir durante tres años a los árboles para evitar ser engullidos por sus progenitores. Descendiendo tan solo para beber y en momentos en los que se sienten fuera de peligro. La naturaleza nos alecciona constantemente. El Dragón, parece un animal prehistórico, por ser un lagarto de grandes proporciones podríamos compararlo con un cocodrilo grande. Pasa la hora y media y el treeking ha sido “una paseadita”. Rinca tiene mucha vida salvaje que no hemos visto. La hora no ha sido la más apropiada. Seguramente temprano y haciendo el verdadero treeking medio o el largo, se pueden ver caballos en estado salvaje, búfalos de agua, macacos y mucha variedad de pájaros. Recomendación: si tenéis previsto visitar Rinca o Komodo para ver a su “dragón”, procurar hacer el treeking largo y a una hora temprana. Nuestra decepción ha sido el no haber pensado en ello. No es lo mismo ver a un animal único en el mundo como adormecido que en plena actividad. La única compensación de la visita ha sido ver la cría  de Komodo de tres años. Como es de una gran atracción turística y una buena entrada de divisas para el país, lo explotan al máximo.  Nuestro guía Paulo no demostró ningún interés hacia nosotros, pues al vernos preparados con las botas y los bastones de treeking nos hubiera tenido que llevar al recorrido medio en lugar de pasearnos por los caminitos que los turistas hacen con chanclas. Pero no lo hemos sabido exigir lo suficiente.

Una de las exhibiciones más espectaculares de la naturaleza en la zona, es en la isla Kalong (indonesio: Pulau Kalong), que significa literalmente “Flying Fox Island”, el nombre es muy apropiado ya que la isla es hogar de miles de Kalong, o murciélagos Zorro Volador gigante. Pulau Kalong, es una isla completamente impenetrable cubierta de manglares, por lo que es un refugio muy seguro para la colonia de murciélagos que descansa en ella durante el día. El espectáculo se prepara alucinante!. Estamos excitados por ver lo que se acerca, las seis menos cinco minutos, el sol a punto de ponerse, la barca con motor parado con la popa en dirección a la vista del sunset con el manglar de frente. ¡Las seis!…¡EMPIEZA LA FUNCIÓN! En cuanto empieza a oscurecer,una cantidad incontable de zorros voladores alza el vuelo para dirigirse a la vecina isla de Flores en una travesía de unos cuatro kilómetros sobre el mar. Los murciélagos inundan el horizonte con sus siluetas aleteando lentamente. Desde lejos,parece que vuelan en cámara lenta. Literalmente miles de zorros voladores emergen de dentro del manglar y vuelan hacia su destino. El traslado de toda la colonia tiene una duración de 20 o 30 minutos, durante los que hordas contínuas de murciélagos sobrevuelan nuestro barco. Aunque es un animal feo y desagradable y el observarlo de cerca produce algún que otro repeluzno…ahora es distinto ya que los vemos a distancia y alejados. La sensación de ver esta gran cantidad volando al unísono es muy especial. Los contraluces de sus siluetas recortadas en el firmamento, son turbadoras al inicio pero el sonido leve se su batir de alas y su vuelo ordenado nos ha hecho percibirlos de un modo distinto, más amplio y que lo  consideraramos como un regalo el ser participes de estos instantes extraordinarios en este recóndito lugar.                                             Todo lo que es fauna, flora, fenómenos naturales etc, es lo que en definitiva nos hace sentir, vibrar, disfrutar y reconocernos como parte integrante  de este nuestro precioso planeta tierra.

  • En Padar hacemos un treeking para contemplar desde su cima una de las panorámicas mas bellas de este viaje. La isla se caracteriza por tener una localización excepcional. Desde su cumbre a la que se asciende con un treeking duro por la súbita pendiente y el calor (necesario llevar buen calzado, bambas o botas de media caña). A medida que se va ganando altura se van descubriendo las diversas playas que componen su accidentada orografía. Desde la cumbre se contemplan:Komodo, Rinca e islas menores. Pudiendo observar al mismo tiempo cinco playas coralinas de distintos colores. Para conmasde70, resulta ser una de las panorámicas más “icónicas” del viaje.

Con una gran satisfacción por la vida marina paladeada, llenos de brisa de mar, de sol, con la imagen de tres bellos atardeceres y dos magníficos amaneceres…llegamos a puerto con el espíritu henchido y es que no hay como convivir la naturaleza para que uno se sienta el más feliz de los mortales.

Continuará… Galeria de imágenes 

 

 

 

 

 

14 thoughts on “Indonesia/Flores/Komodo/Rinca/Kalong-sudeste asiático

  1. Hola,
    Me ha encantado el blog y como vamos en Junio a Flores, me gustaria saber como has contratado el barco 4 dias y el coste aproximado.
    Gracias de antemano.

    1. Hola Maria
      No te preocupes pues Labuan Bajo está plagado de agencias que ofrecen viajes de 2, 3 y 4 días, o más, por el mar de Flores.
      Con pensión completa en el barco y un coste aproximado de 100 dólares/día.Se debe negociar previamente. Nosotros fuimos solos los dos en un barco llamado ARMADO,(dos noches tres días) con un capitán un grumete y un cocinero. En los hoteles también se puede contratar, lo mejor es darse una vuelta y ver precios. no te quedes con la primera oferta. Pero más o menos todos son por el estilo. lo que si te aconsejo si quieres ver el Komodo despierto exigir el treeking largo y temprano en la mañana. Nosotros en Rinca le vimos dormido y aletargado en un treeking que nos dijeron de una hora y media y resultó ser un paseo andando despacio esa hora y media. El ranger Paulus fue el que nos enredó, pues le pedimos un trekking medio y nos llevó a lo fácil que se puede andar en chanclas!Tambien si vas a hacer la ascensión al punto alto de Padar, es la vista más bonita que he visto en la vida, pero es bueno ir bien calzado con bambas altas o botas de media caña. ¡deseamos lo disfrutéis a tope! Y el snorkle de maravilla, y las mantas gigantes! y los murciélagos en vuelo !!!! y los sunsets y los amaneceres…

    1. Gracias por tu comentario. El mundo tiene tanto por conocer y descubrir…tanta belleza en su naturaleza… Nos sentimos muy pero que muy afortunados!!

  2. Que viaje, que sitios maravillosos,experiencia única ,
    gracias por tus explicaciones y fotos preciosas…..
    De verdad que me encanta seguiros. Beso fuerte

    1. Verdaderamente! Son algo extraordinario! Unos parajes tan sumamente bellos que no podíamos ni imaginarlos. Incluso hay momentos que se corta la respiración… Un abrazo con nuestro cariño!

  3. EXTRAORDINARI. No tinc paraules…només admiració per tot el que esteu fent i el que m’esteu ensenyant. M’imagino com us heu de sentir….quines vivencies!!! Sou molt especials i el mon es maravellòs. Petons 💋💋

    1. Ho es d,extraordinari! Som molt afortunats per poguer viure tot aixó. Es tan meravellós que sentim la necesitat de poguerho compartir. Gracies pel teu comentari, ens fa ilussió veure que els lectors hi gaudeixen també junt amb nosaltres. Continuem camí…

  4. Exploradores de paraísos, portadores de Amor…! un saludo desde vuestra tierra natal! Aquí anclados (aún no sabemos muy bien porqué) nos deleitamos siguiendo (aunque sea mediante una pantalla) vuestros pasos. Gracias por compartir! (voy a por el babero…).

    1. Verdaderamente ha sido como dices, explorar un paraíso!GRACIAS POR ACOMPAÑARNOS. Ahora estamos ya en la cuenta atrás, pero con ganas de seguir explorando… Petons!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *